¿Odias que te hagan fotos? ¿Nunca sabes que cara poner? Nosotros hoy te vamos a dar unos consejos que te van a venir fenomenal a la hora de que te saquen una fotografía. A partir de ahora no vas a estar incomoda delante de una cámara. Una fotografía es un recuerdo y no una tortura hombre.

  1. Reír exageradamente solo va a resaltar tus defectos y mantenerte serio va a hacer que no salgas bien en las fotos, hay que buscar algo intermedio donde notes que tu expresión te represente.
  2. No existe la postura perfecta, pero algo que podemos recomendarte es que te coloques tres cuartos hacia la cámara, los brazos sueltos, codos separados, un juntes las piernas y presiones el cuerpo como si fueras un tonel, se trata de estar suelto y natural.
  3. Lo importante es estar relajado, la tensión ante la cámara se nota enseguida, relaja los labios, levanta un poco el cuello, siempre trata de mostrar tranquilidad.
  4. No abras los ojos al máximo, deja los ojos entre abiertos, te hará una mirada más interesante.
  5. Busca tu lado bueno, es fácil, un espejo, tu propio móvil y una tarde de selfies.
  6.  El selfie perfecto: será siempre en interior y con la cara enfocando al foco de luz. Bien sea una ventana o una lámpara.
  7. Cuando sonrías ten cuidado con meter demasiado el labio de arriba y que queden las encías al descubierto, parece una tontería pero hay gente a la que no le favorece nada.
  8. Mira fijamente a la cámara: lo mejor es que mires al objetivo y no a un punto aislado. Esto hará que el resultado final sea muy bueno.
  9. Aprende cuales son tus debilidades ante la cámara, hará que evites lo que te hace salir peor.
  10. Aprende a sacarte partido tanto en peinado, como en look o maquillaje, no es fácil, no es cuestión de gastar dinero, es cuestión de personalidad.

Recuerda que tu eres quien eres, una foto no te va a hacer sentir mejor, solo buscamos la forma de que te veas bien o al menos estés contenta con tu fotografía ya que es algo que predomina hoy por hoy.

Un saludo

COMPARTE.