Nos martirizamos al respecto después de haberlo hecho. ¿Está mal dar sexo de primeras?

Por fin cerraste una cita con esa persona que te te quita el sueño o simplemente saliste de fiesta y la oportunidad se dio: cruzasteis miradas, luego un par de palabras, algunas copitas, la música hizo de las suyas y acabasteis en la cama. Todo va bien hasta que empiezan los pensamientos internos: «¿Por qué lo hice? ¿Acostarnos así sin más? ¡Eres una pu…!». En fin, miles de ideas empiezan a revolver  tu mente, pero ¿cuál es el problema de disfrutar sin pensar en que eres una cualquiera y en el caso de los hombres pensar que ella es una chica fácil?

Al parecer la respuesta es algo borde, por qué no, de la mentalidad machista en la que hemos crecido. Para sorpresa de muchos y muchas, en la mayoría de los casos somos las mujeres quienes nos damos latigazos por acostarnos en la primera cita sin detenernos a pensar en el delicioso momento que pasamos y en la química que existe entre los dos. O todo lo contrario: olvidar el horroroso encuentro en el que ninguno de los dos pasó bueno.

Cuando se trata de tener sexo en la primera cita, la mayoría de las mujeres pensamos que no deberíamos hacerlo porque los hombres nos verían como demasiado “sueltas” para entablar una relación seria. Sin embargo, los tiempos han cambiado.

Al menos eso dicen los resultados de una encuesta realizada por una compañía de citas online.

__________________________________________________________________

Ante la pregunta “si tuviste sexo en la primera cita, ¿qué piensas de ella?”, los resultados fueron:

* El 55% de los hombres confesó que no juzgaría a la mujer. “Es algo natural para ambos”, respondieron.

* El 19% consideró que si pasó es porque ella estaba realmente interesada en él.

* Para el 13%, “es una mujer interesante que confía en ella misma”.

* Unicamente el 13% restante respondió que “es una mujer muy ligera como para tener algo serio con ella”.

__________________________________________________________________

Por lo que parece, ellos ven al sexo en la primera cita como algo natural y no martirizan a las mujeres por esta razón. “En el momento de decidir si ir al grano o no, primero hay que tener en cuenta el deseo: si hay muchas ganas, ¿por qué resistirse?

Existe el prejuicio de que la cabeza de las mujeres es más complicada que la de los hombres: razonan más, tienen en cuenta la opinión de otras personas, piensan qué pasará en el futuro, y se hacen miles de preguntas que les impiden disfrutar el momento”, pero es totalmente cierto.

“Cada persona tiene su modo de actuar y de pensar, y debe ser respetada, nadie debe ser juzgado por hacer lo que tiene ganas de hacer, cada uno es libre de sus actos y de la búsqueda de la propia felicidad”.

¿Y tú, piensas que los hombres no juzgan a las mujeres? ¿Piensas que las ven como muy “ligeras”? ¿Alguna vez tendrías sexo en la primera cita?…

COMPARTE.