La ropa interior es toda nuestra esencia, es algo que nos hace sentir más cómodas con nosotras mismas, el hecho de llevar ropa interior apropiada nos hace estar mejor en el día a día. Lo importante a la hora de elegir qué tipo de lencería escoger es saber si pretendemos algo más con ella, veamos algunos ejemplos:

1-Ropa interior deportiva.

Cómoda, práctica, colorida y versátil. La ropa interior deportiva puede ser un aliado muy valioso durante esos días en los que sentimos que nada nos queda bien. Estas prendas íntimas son capaces de levantar el ánimo, existen sostenes que realzan el pecho y pantalones con funciones reafirmantes.

Si practicas mucho deporte y sudas mucho, elige las prendas fabricadas en algodón en vez de lycra, esta última nos irritan la piel, produciendo enrojecimientos y abrasiones.

2-Ropa interior sensual.

Siempre es sensación de elegancia, la ropa interior sensual es la compañera perfecta para sentirse mujer en todos los aspectos. El encaje, las transparencias y las vainas de satén son irresistibles para los ojos que tienen la suerte de admirarlo.

Para mujeres más atrevidas que quieran lograr un aspecto agresivo y apasionado de los años 50, existe la lencería vintage, el único defecto es que sólo puede utilizarse en ocasiones especiales, este tipo de lencería es muy incomoda si se lleva durante mucho tiempo.

3-Ropa interior de tendencia.

Alegre, joven y vibrante, la tendencia íntima puede fallar si en el cajón no tenemos algo de esta prenda. Además de ser cómoda, es bonita y práctica de llevar, te puede hacer sentir muy libre.

Para aquellas que no han dejado de sentirse niñas, tienen desde pequeñas flores delicadas en coloridos hasta estampados de animales en la parte trasera, puede hacer volver atrás en el tiempo sin perder una pizca de malicia.

4-Ropa interior atractiva.

El encaje, las capas y las sombras deja que se transparente la piel, éstas son prendas muy provocativas, el color por excelencia es el negro.

La mujer que lleva este tipo de lencería es una mujer que sabe muy bien lo que quiere, cómo y dónde lo quiere. Ama sin pelos en la lengua y está dispuesta a jugar con su compañero dentro y fuera de la cama, además le gusta ser el centro de atención y le gusta complacer a los demás.

Ahora que sabemos un poco más de lencería, animo a nuestros chicos de Liruch que se animen a decirnos que tipo de ropa interior les gusta más.

About Author